Renuncia del Gral. Victoriano Huerta al cargo de presidente ( 15 de julio de 1914)

aa

Ciudadanos Diputados y Senadores:
Las necesidades indicadas por la Cámara de Diputados, por el Senado y la Suprema Corte, me hicieron venir a la Primera Magistratura de la República.
Después, cuando tuve el honor, en este mismo recinto, de dirigirme a ustedes, en virtud de precepto constitucional, prometí hacer la paz a todo trance. Han pasado diecisiete meses y, en ese corto período de tiempo, he formado un ejército para llevar a cabo mi solemne promesa.

Sigue leyendo